domingo, 26 de enero de 2014

Gratinado de coliflor con salsa de tomate y aceitunas


 La receta de hoy la he sacado de un libro que me regalaron estas Navidades que me esta gustando mucho, Cocina vegetariana, paso a paso, editorial Parragon, y esta genial ya que son libros como a mi me gusta mucha foto y poco texto. Muchas veces en la cocina es más fácil si ves cómo se hace más que si lo lees.
Esta es una buena receta para aquellos no amantes de la coliflor, primero porque al hornearla en vez de cocerla evitamos ese molesto olor en casa y porque la textura queda más entera y en mi opinión es más agradable que cuando se sobre cuece.
Señores estamos en invierno y hay que comer productos de temporada así que anímense a consumirlos ya que si lo hacemos  cuando toca están más buenos y son más baratos. No digo que nos pasemos todo el invierno comiendo coles, que aquí en Holanda tenemos de todos los tipos y tampoco es plan, pero si que hagamos un consumo responsable.



Ingredientes:

- 4 ch. de aceite de oliva
- 1 cebolla grande
- 1 ramillete de tomillo fresco
- 3 dientes de ajo
- 1 lata tomate triturado
- 100gr. de pan rallado grueso
- 10 - 12 aceitunas negras sin hueso
- Perejil fresco picado
- 1 coliflor
- Parmesano rallado (opcional)
- Pimienta y sal


Elaboración:

En una sartén con dos cucharadas de aceite de oliva sofríe la cebolla cortada muy pequeñita junto con el tomillo, rehoga y añade el ajo en brunoise (cortado pequeñito) y cocina durante 2-3 minutos a fuego medio. Añade el tomate, salpimenta y déjalo a fuego suave alrededor de 20 minutos.
Precaliente el horno a 200ºC. En una bandeja apta para el horno coloque los ramilletes de coliflor en una sola capa y ponle sal y pimienta negra molida. 
En un cuenco mezclaremos el pan rallado, las aceitunas picadas, el perejil junto con dos cucharadas de aceite de oliva.
Por último vierte la salsa de tomate encima de la coliflor y encima cúbrelo con la mezcla del pan rallado. 
Cubre la fuente con papel de plata y hornéalo durante 30 minutos. Pasado el tiempo retira el aluminio y hornéalo 15 minutos más para que la superficie quede dorada.

Pasado este tiempo es el momento de disfrutarla, emplátala y espolvorea con el queso parmesano rallado, en el caso de que seas vegano puedes utilizar parmesano vegetal.

Bon profit!